Barakaldo eliminará más de 250 pivotes para facilitar el acceso a vehículos de emergencia - EAJ-PNV Barakaldo

PNV de Barakaldo PNV de Barakaldo


Inicio > Noticias > Barakaldo eliminará más de 250 pivotes para facilitar el acceso a vehículos de emergencia

Barakaldo eliminará más de 250 pivotes para facilitar el acceso a vehículos de emergencia

11/09/2015


El plan para disminuir el número de pivotes de Barakaldo continúa en marcha. El Ayuntamiento inició ayer la primera fase del proyecto ideado por el equipo de gobierno, con la que se eliminarán aquellos elementos que supongan un obstáculo para los servicios de emergencia que atienden a los vecinos y vecinas de Barakaldo. Este proceso se prolongará durante los tres próximos meses.
En julio se anunciaba la puesta en marcha de un proyecto que lograría una distribución ordenada de pivotes en Barakaldo, después de que personal sanitario, bomberos y policía, manifestaran los problemas de accesibilidad que se encontraban en sus actuaciones en la localidad. Durante tres jornadas del mes de agosto, personal del Área Municipal de Servicios Municipales y representantes de los Cuerpos de seguridad y emergencia realizaron comprobaciones sobre las zonas más conflictivas en sus actuaciones. Para detectar los pivotes y bolardos que eran un obstáculo se contó, además, con un recorrido en uno de los vehículos de extinción de incendios, comprobando in situ qué elementos entorpecían y cuáles no.
De estos reconocimientos se han destacado 81 actuaciones en los diferentes barrios de Barakaldo. En total, se retirarán de las calles más de 250 pivotes o bolardos.
Ayer por la noche tuvo lugar un incidente en la calle Ibarra esquina con Ramón y Cajal. Varios casquetes se desprendían de la fachada de uno de los edificios de la zona, siendo necesaria la presencia de los bomberos. Uno de los pivotes colocados en esa calle dificultó en gran medida el trabajo de los bomberos. “Por desgracia este es un ejemplo más de lo importante que es esta operación. Ya hemos dado aviso para que esta misma mañana se retiren los pivotes necesarios en esa calle, que ya se contempla entre las 81 actuaciones previstas, y estas molestias no vuelvan a suceder”, ha anunciado Amaia del Campo, alcaldesa de Barakaldo.
Los trabajos de eliminación de pivotes y bolardos tendrá una duración de tres meses y será realizado por las brigadas municipales, que utilizarán baldosas que dispone el Ayuntamiento en sus almacenes para llevar a cabo el arreglo de la vía una vez retirados estos elementos. El coste para el Ayuntamiento, por lo tanto, es de cero euros.
“Anuncié que había que acercar la lógica a la calle, revisar cada uno de los rincones y hacer que desaparecieran los pivotes que suponían un obstáculo. Pues hemos salido a la calle y revisado esos rincones de la mano de los Cuerpos de seguridad y emergencias que actúan en la ciudad y ellos nos han puesto deberes: esta lista de trabajo que presentamos hoy”, ha explicado Del Campo.
“La situación económica del Ayuntamiento es preocupante, por eso hemos tratado que estas mejoras en la accesibilidad no supusieran un coste para las barakaldesas y barakaldeses. Así que, en la medida de lo posible, eliminaremos los pivotes y bolardos con recursos municipales”, ha subrayado.
En el plan de retirada elaborado en esta primera fase del proyecto, también se ha destacado la necesidad de eliminar elementos que, al igual que los pivotes y bolardos, constituían un obstáculo en las actuaciones de emergencia. Se trata de jardineras y señales que se encuentran colocadas de manera errónea.
En algunos puntos se ha comprobado que, a pesar de que puedan suponer un obstáculo, los pivotes o bolardos sí son necesarios. Para solventar ese problema, se ha optado por la colocación de elementos móviles. Estos podrán descenderse con una llave que se entregará a los servicios de emergencia. Serán 20 los pivotes móviles que se colocarán durante esta fase, con zonas como los accesos a la urbanización Beurko Berria.
SEGUNDA Y TERCERA FASE
El pasado mes de julio se comenzó a retirar una serie de pivotes móviles que dificultaban la movilidad de vecinos y vecinas que utilizan sillas de ruedas. La segunda fase continuará teniendo en cuenta este tipo de pivotes. Así, se retirarán de las calles aquellos elementos móviles que no tengan una utilidad concreta.
La tercera y última fase consistirá en programar la eliminación paulatina de pivotes y bolardos de la ciudad en aquellas zonas donde no sean efectivos o el número de elementos sea excesivo.
El plan puesto en marcha por el equipo de gobierno de EAJ-PNV no implica la desaparición total de los pivotes y bolardos de la ciudad, solo de aquellos que los expertos consideren que no están colocados en la zona correcta. Los pivotes, colocados de manera estratégica, cumplen una función disuasoria de cara al aparcamiento indebido sobre las aceras.
La alcaldesa ha recordado, en caso de que tras eliminación de estos pivotes se detecte el aumento de infracciones, se pondrán en marcha medidas disuasorias pertinentes. “No podemos permitir que la desaparición de un problema dé lugar a otro”, ha subrayado.

 

Compartir:
Twitter Facebook